La diferencia entre “experiencia espiritual” y “Vivencia espiritual”


zarza ardiente

Éxodo 3:1-6

 Estos días he estado aprendiendo sobre el hecho de cómo Dios le gusta mostrarse y como a nosotros nos gusta que se muestre. Y esto especialmente cuando hablamos de vida espiritual y de buscar su presencia. Una frase que últimamente me ha martillado  es ¿cuál es la diferencia entre “experiencia espiritual” y “vivencia espiritual”? Por ejemplo es muy común escuchar “tengamos una experiencia de adoración”. Frase que considero que es desviación  de “adoremos a Dios”. En realidad es la diferencia entre cultivar algo que tiene sentido para una persona y actuar en respuesta a lo que tiene sentido para Dios. En la “experiencia de adoración”, la persona ve algo que la entusiasma y comienza a rodearlo con envolturas espirituales. La persona experimenta algo en el ámbito de la dependencia, ansiedad, amor, pérdida o gozo y se establece una conexión con lo supremo. La “experiencia de adoración” se convierte en un movimiento que parte de lo que yo veo o experimento o escucho y culmina en oración o celebración o discusión en un marco espiritual. Sin embargo los sentimientos individuales falsifican la palabra de Dios. En cambio el pueblo de Dios con formación bíblica no usa el término “adoración” como la descripción de una experiencia, como sería en el caso de “yo puedo tener una experiencia de adoración con Dios en el campo de fútbol”. Lo que eso significa es: “Yo puedo tener sentimientos religiosos que me traen a la memoria cosas buenas, asombrosas y hermosas en casi cualquier lugar”. Lo cual es bastante cierto. Lo único malo de esta declaración es su ignorancia: el pensar que dicha experiencia constituye lo que Dios le llama adoración. El uso bíblico es muy diferente. Habla de adoración como una respuesta a la palabra de Dios en el contexto de la comunidad del pueblo de Dios. La adoración en las fuentes bíblicas y en la historia de la adoración no es algo que la persona experimenta, sino que es algo que hacemos, sin tener en cuenta cómo nos sentimos al respecto o si siquiera sentimos algo. La experiencia se desarrolla a partir de la adoración y no al revés. El día en el que recibió su llamado profético, Isaías vio, escuchó y sintió mientras que estaba adorando en el templo. Sin embargo, él no acudió allí para tener una “experiencia angelical”. Hacemos lo que tenemos ganas cuando tenemos ganas. Entretanto, proseguimos con nuestra vida común y corriente. Los sentimientos llevan la batuta: el pánico, el terror, el deseo, el entusiasmo. Por ejemplo la “experiencia de adoración” en el relato de Elías y los profetas de Baal. Para los sacerdotes el culto a Baal ofrecía esa “experiencia” de adoración, y  en aquel entonces en Canaán y hoy día en nuestras iglesias de América Latina, una amplia gama de “experiencias de adoración” se dan por doquier. Pero debemos entender que la adoración a Jehová está definida y formada por la palabra clara y fidedigna de Dios. Nada depende de los sentimientos o el estado del tiempo. Todo está determinado  por las Escrituras y Jesús. Nadie hace lo que él o ella tienen ganas de hacer. Dios ha revelado quién es y exige obediencia. La adoración es el acto de prestar atención a esa revelación y obedecerla. Debemos vivir no según nuestros sentimientos por Dios sino por los hechos de Dios. Me niego a creer en mis depresiones; escojo creer en Dios. Si me fracturo la pierna, eso no me hace ser menos. Mi esposa y mis hijos no me repudian. De la misma manera, cuando se fractura mi fe o se lastiman mis sentimientos, Dios no me abandona ni me rechaza. Y este es el caso en particular de Moisés cuando él se enfrenta con la zarza ardiente. ¿Es la zarza ardiente para Moisés adoración o una experiencia de adoración? Es un momento en             que debe enfrentar sobre sus sentimientos sobre Dios o los hechos de Dios. Eso es lo que vamos a tratar de definir y aclarar en esta oportunidad. Recuerde que mis sentimientos son importantes para muchas cosas. Son esenciales y valiosos. Me mantienen consciente de gran parte de lo que es real y verdadero. Pero no me dicen casi nada acerca de Dios y mi relación con él. Mi seguridad proviene de quién es Dios, no de cómo me siento. El discipulado es la decisión de vivir de acuerdo a lo que sé acerca de Dios, no de acuerdo a cómo me siento con respecto a él, o a mí, o a mis semejantes. «Como rodean las colinas a Jerusalén, así rodea el Señor a su pueblo.» La imagen que anuncia la existencia fiable, inmutable, innegable y segura del pueblo de Dios proviene de la geología, y no de la psicología.

Dice la Palabra: “3 Cierto día Moisés se encontraba apacentando el rebaño de su suegro, Jetro, [a] quien era sacerdote de Madián. Llevó el rebaño al corazón del desierto y llegó al Sinaí, [b] el monte de Dios. 2 Allí el ángel del Señor se le apareció en un fuego ardiente, en medio de una zarza. Moisés se quedó mirando lleno de asombro porque aunque la zarza estaba envuelta en llamas, no se consumía. 3 «Esto es increíble —se dijo a sí mismo—. ¿Por qué esa zarza no se consume? Tengo que ir a verla de cerca». 4 Cuando el Señor vio que Moisés se acercaba para observar mejor, Dios lo llamó desde el medio de la zarza: —¡Moisés! ¡Moisés!—Aquí estoy —respondió él. 5 —No te acerques más —le advirtió el Señor—. Quítate las sandalias, porque estás pisando tierra santa. 6 Yo soy el Dios de tu padre,[c] el Dios de Abraham, el Dios de Isaac y el Dios de Jacob.

Observemos que la aparición de Dios es inesperada y por medio inesperados.  Hay varios elementos importantes en relación a una visión de zarza ardiente. ¿Qué es adoración? ¿Qué factores implican tener una adoración a Dios?

Anuncios

Publicado por

enrique60

Actualmente trabajo en la Escuela Panamericana, soy salvadoreño 55 años y soy pastor de la iglesia Comunidad Bíblica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s