Pobre viuda pobre…se quedó pobre II parte


8-widows-mite-video-still-I4C3447-300x200

En segundo lugar aclarando las fases…EL CONTENIDO DE LA ENSEÑANZA (12:41-48)

Inmediatamente después que Jesús ha descrito a los que viven del evangelio, Jesús comienza a ilustrar lo que ha dicho. Lucas que hace la misma narración acorta más el relato. En Lucas 21:1-3 él dice en el vrs. 47 “por pretexto”. Esta expresión declara la motivación de la metodología devorar. Así que es necesario entender el contenido del pasaje a la luz del contexto de los estilos de vida de los escribas y fariseos. ¿Qué es lo que realmente está diciendo el pasaje? Hay por lo menos tres grandes contenidos en el pasaje.

A. El contenido  social

Este contenido o perspectiva responde a la pregunta ¿Quién da más los ricos o los pobres? En el pasaje uno observa que las condiciones sociales son descritas. Por ejemplo  Marcos dice que era una “viuda pobre”, pero Lucas añade que era “muy pobre”. Así que la condición social de esta mujer además de tener muy pocos recursos, es una mujer desamparada ya que se le describe como viuda. Las palabras de Jesús establecen un hecho. Mientras los demás ofrendan “lo que les sobra”, una parte insignificante de sus posesiones, la viuda entrega el total, lo que le sirve para vivir. Cuando Jesús hace referencia a que estos dieron “lo que les sobraba” puede ser evidencia de una hipérbole referida a los ricos que son destacados como los que ponen abundantes ofrendas. Para muchos peregrinos pobres el diezmo era una pesada carga.[1] Lo cierto es que todo esto también se observa en la vida de las iglesias. Los que más tienen muchas veces dan con mezquindad y los pobres colocan todo lo que tienen o hacen el máximo esfuerzo. Es obvio que en nuestros contextos latinoamericanos la extrema pobreza es tan real que un reporte de CEPAL dijo que en el  2011 hay 66 millones de latinoamericanos en extrema pobreza.[2] No podemos obviar el hecho que en nuestras iglesias hay muchos pobres y hay unos cuantos ricos. ¿Pero quién es un pobre? Indudablemente, es obvio que en este pasaje se describe como alguien que no tiene esperanza de recibir recursos (viuda) y que lo poco que obtiene sólo le alcanza para su sustento (pobre).

La escena se ubica en el patio de las mujeres donde hay 13 cofres en forma de trompeta que rodean a los que adoran. En esos días, no existían los billetes. Todo el dinero era en forma de moneda. Cuando uno insertaba la ofrenda por esa trompeta o cuerno, obviamente que se producía una amplificación del sonido de las monedas rodando, lo cual, cuando alguien ofrendaba generosamente, llamaba la atención de todos los presentes[3].

También la escena podría ser en la tesorería misma cuando la gente pasaba al lugar donde se depositaban las ofrendas. Es probable que hubiera un sacerdote llevando la contabilidad, ya que parte de esas ofrendas debían ser asentadas como diezmos. Por otro lado, peregrinos de la diáspora traían ofrendas reunidas en sus comunidades y necesitaban los recibos correspondientes. Todo a la vista de las personas que pasaban. Eso explica por qué los montos de las ofrendas eran conocidos. Jesús está mirando este procedimiento. Si atendemos lo que Jesús acaba de decir en Mc 12.38-40 sobre los maestros de la ley se puede suponer que el humor y valoración de este acto por parte del Señor no ha de ser muy positivo. También observa la ofrenda que entrega la viuda. El hecho de que las ofrendas eran contabilizadas queda evidente en que la suma es conocida por todos, incluso por un observador distante como es Jesús. Jesús observó que la viuda echó dos lepta que es un cuadrante. Dos moneditas de muy poco valor…echó todo lo que tenía, todo su sustento[4].

B. El contenido motivacional

Existen dos grandes elementos motivacionales para darle a Dios. O por lo menos creemos que le estamos dando a Dios.

 1.  Los agentes del servicio

Todo esto levanta preguntas como: ¿Cuál fue la motivación de la viuda para ofrendar? ¿Habrá sido la presión y el sistema instituido? ¿Será para ser aceptada delante de los hombres y de Dios? ¿Será que buscaba la libertad delante de Dios mediante un sistema de cancelación de deudas? ¿Habrá sido guiada por un corazón totalmente desprendido y generoso? Jesús, ¿Está describiendo una situación? ¿La aprueba o la reprueba? ¿Sobre quienes habla Jesús en ese contexto? Observe que en el contexto existen dos realidades para los cuales se pide dinero en el contexto de la viuda. Primero era para los que ministraban el templo y segundo para el templo mismo. Estas eran las dos fuentes de gastos. Lo curioso es que en el tiempo de la viuda como en este tiempo siguen siendo las dos mismas fuentes. Y al igual que en aquel entonces, las dos fuentes se habían corrompido. Primero, la fuente del que ministra se había transformado de siervo a status. Los que servían usaban el ministerio para alcanzar un estilo de vida lujosa, de estatus y de poder religioso y hacían todas sus prácticas para mantener ese estilo de vida a costa aún de los pobres del pueblo, y uno de esos blancos principales eran las viudas.

  1. El lugar del servicio

  La otra fuente, que era el templo también se había corrompido porque según Jesús era ya una cueva de ladrones, y por otro lado enfatizaba el orgullo de la construcción y el lujo de edificación,  y la grandeza de la jactancia que se manipulaba a la gente para mantener una edificación lujosa y majestuosa. Ese templo lujoso le había chupado los recursos a la gente pobre. Les había hecho creer que Dios estaba en un edificio majestuoso y grandioso. Este error se comete hoy también. ¿Será que uno debe dar todo para mantener el estilo de vida lujoso de un líder y para que construya un gran templo en nombre de Dios? Hoy se dice mucho acerca de que debemos dar, no importando en que se lo gaste al que le damos. Pero el problema es que si le damos a Dios, entonces debe ser gastado en lo que a Dios le gusta. ¿Le gustan a Dios los estilos de vida lujosos y los grandes templos? Por lo menos este pasaje los reprueba y no los acepta como el deseo de Dios.

 C. El contenido espiritual

 1. El silencio

Es notable que en las palabras de Jesús no aparece ninguna alabanza, ni destaca un sentido positivo del acto de la viuda. La carga interpretativa en cuanto a la generosidad que se ha puesto en este pasaje hace que leamos allí lo que no está. La frase de Jesús, vale la pena repetirlo, simplemente establece que la viuda puso comparativamente más que los otros. ¿Pero es eso bueno, la hace mejor? Si miramos el contexto, lejos de encomiar el gesto de la viuda, Jesús la ve como víctima de un sistema de explotación. Acaba de decir que los maestros de le ley se quedan con las casas de las viudas ahora dice que el Templo completa esa injusticia porque se queda aún con su sustento.

  1. El sentido

En realidad, según la ley, las viudas no debían dar las ofrendas sino recibirlas (Deuteronomio 14:28-29). Cuando esta mujer pone allí “todo su sustento” el objetivo de las ofrendas queda totalmente desequilibrado y desvirtuado. No son para agradecer la vida renovada, como establece el texto del Deuteronomio (26:1-12, ver especialmente el v. 12) sino que convocan a la muerte. Jesús no dice que esa viuda ahora recibirá mucho, no anuncia su bendición ni su prosperidad. La ve como una condenada a la extrema pobreza e inanición. La mujer, lejos de ser elogiada por su generosidad es vista como la víctima de un sistema corrupto que contradice la ley que dice representar. Es contrario a la misericordia que privilegia la vida. Es contrario al anuncio de las buenas nuevas de Jesús.[5]

Jesucristo no aprueba a los maestros de la ley cuando se aprovechaban de personas tan frágiles y tan indefensas como las viudas. En Marcos 7:9 les dice: “¡Que buena manera tienen ustedes de dejar a un lado los mandamientos de Dios para mantener sus propias tradiciones!” haciendo referencia a la enseñanza que daban, donde un hijo le podía decir a su padre o madre: mamá, con mucho gusto te ayudaría pero el dinero que tengo es “corbán” Mr. 7:11 (para el templo), o sea, dedicado a Dios (en realidad era un dinero que no querían gastar en el cuidado de su madre y que protegían de esa manera para luego gastarlo en lo que quisieran). La tradición y enseñanza que se imponía por parte de estos maestros de la ley anulaba la palabra de Dios o sea el mandamiento de “Honra a tu padre y a tu madre” (Éxodo 20:12 y Deuteronomio 5:16).

Marcos describe severamente la actitud de los maestros de la ley. Lo que han hecho con las viudas y los pobres. A las palabras de Jesús hay que entenderlas más como un lamento y no como una voz de alegría. Es una desaprobación al sistema de valores. Es una desaprobación a las motivaciones o móviles a cargo de esos maestros de la ley. Ese sistema de valores enseña que “no hay regalo demasiado costoso para la casa de Dios”.

  1. La sentencia

Jesús, no elogia esto. La viuda es víctima, crédula o forzada, de un sistema que privilegia la posesión antes que la vida. Ningún elogio. Por el contrario critica a cualquier sistema religioso que vive abusando, presionando o manipulando sobre las ofrendas que deben dar los pobres, (la viuda pobre, en este caso) que, por ingenuidad o presión religiosa, terminan dando su vida a explotadores insensibles. Las personas que interpretan mal este pasaje lo que hacen es exigir lo que establece la institución o el templo, pero no lo que dice Dios. No hay ninguna promesa de prosperidad o alabanza en estos textos avalando a dar todo ante el pedido de ofrendas. Este tipo de actitudes e imposiciones quitan el sustento a la mujer más pobre. La verdadera mayordomía cristiana no está en alimentar un sistema de acumulación, sino en la preservación de la vida[6].

 Así que el texto en cuanto a su contenido nos enseña tres grandes contenidos. El primero es el social. Este contenido nos demuestra que en el asunto de dar hay que tomar en cuenta el contenido social de nuestras iglesias. Este contenido social muchas veces es injusto debido a que el sistema presiona a dar más allá de lo que se tiene y esto perjudica a los pobres y beneficia a los ricos. Por lo general son los pobres los que en su mayoría sostienen la iglesia y los ricos por lo general son muy “cuidadosos” en el dar. ¿Por qué los pobres dan más y los ricos no? Puede ser que sea el planteamiento que si damos más recibiremos más de Dios. Pero esto es peligroso porque entonces la bendición económica de parte de Dios dependerá de cuanto damos y no como damos. Si los pobres dan pensando en lo abundante que Dios les dará, caeremos en una especie de “lotería celestial”. El segundo gran contenido es el motivacional. ¿Qué nos puede motivar a dar aún de lo que no tenemos o lo poco que tenemos? En este aspecto se debe notar que hay dos fuentes. Primero los agentes del servicio. Es decir los que viven del ministerio. Es obvio que en la Biblia existen principios que nos exhortan a ser agradecidos con los que ministran. Que si podemos dar y ayudar Dios lo ve como un gran servicio. Sin embargo el punto aquí es que Dios cuestiona si debemos dar no para el que sirve sino para que el que sirva lleve una vida de lujo y ostentación y sea un manipulador de su servicio para que viva como un rico y portentado. Eso distorsiona el verdadero origen e intención de dar a los que ministran. La segunda cosa es el lugar del servicio. Es obvio que el templo del AT y el del tiempo de Jesús eran una inmensa y grandiosa construcción. Mantener tal edificación tenía un gran costo. Para Jesús era indignante que esa edificación le “chupara” hasta lo último a un viuda pobre, sobre todo porque ese templo debía velar por las viudas. Para Jesús es un sin sentido mantener una edificación gigantesca y dejar pobre a la gente que asiste a ella. ¿Por qué somos adictos a las grandes edificaciones? ¿Por qué creemos que hacer grande edificios con aire acondicionado, con butacas de lujos es el llamado de Dios para nosotros? Porque hay muchos pastores que hacen creer que la visión de Dios es templos de más 10 millones de dólares en una nación como El Salvador, tan llena de gente pobre? Es obvio que hay una gran confusión con respecto a esto, pero la gente cae en la trampa y muchas veces es víctima de gente manipuladora que vive muy bien y como ricos a cosa del “sustento de los pobres”. Esto era indignante en el tiempo de la viuda y lo es en este tiempo. Ahora veamos la tercera perspectiva del pasaje. No sólo debemos tomar en  cuenta el contexto del pasaje, el contenido del pasaje sino la conclusión del pasaje.

[1] http://www.ayudapastoral.com/level-one/level-2c/41-marcos/%C2%BFlos-pobres-para-el-templo-o-el-templo-para-los-pobres-marcos-1238-44-y-131-2/

[2] inero.univision.com/economia-y-negocios/noticias-economicas/article/2012-11-27/bajo-pobreza-america-latina-cepal

[3] http://evangeliodelagracia.org/MinReconciliacion/7_Pan%20del%20Cielo%205/laviudapobre.htm

[4] http://www.ayudapastoral.com/level-one/level-2c/41-marcos/%C2%BFlos-pobres-para-el-templo-o-el-templo-para-los-pobres-marcos-1238-44-y-131-2/

[5] http://www.ayudapastoral.com/level-one/level-2c/41-marcos/¿los-pobres-para-el-templo-o-el-templo-para-los-pobres-marcos-1238-44-y-131-2/

[6] http://www.ayudapastoral.com/level-one/level-2c/41-marcos/¿los-pobres-para-el-templo-o-el-templo-para-los-pobres-marcos-1238-44-y-131-2/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: