Serie Dios sufre de insomnio: Las soledades de sus hijos II parte


La tercera causa básica de la soledad es la oposición. Pablo dice: «Alejandro el herrero me ha hecho mucho daño» (v. 14). En otras palabras: «No solo estoy envejeciéndome sentado aquí sólo en prisión sino que también me atacaron». No sabemos lo que le hizo Alejandro a Pablo. Tal vez desprestigió su nombre. O atacó su reputación. Quizá estaba poniendo a la gente en contra de Pablo. La palabra griega que se usa en lugar de «daño» significa oponerse o resistir. Ser causa de oposición crea un verdadero sentimiento de soledad. Algunas de las cosas más crueles las dicen los niños en los parques. ¿Se acuerda cuando era niño y todos se ponían en su contra? De pronto durante un receso, su popularidad se esfumaba y todos se volvían contra usted: «¡Ya no eres nuestro amigo!»Usted se sintió rechazado y solo. Pasar por una experiencia así es un sentimiento solitario, sufrir el rechazo mientras los demás se divierten. También lo es el no ser comprendido, ser avergonzado, ser humillado. La inclinación de uno es meterse en una cueva y sellar la entrada. Pero hacer eso solo le trae a uno más soledad. La cuarta causa básica de la soledad es la más grave, la que nos ocasiona el mayor dolor. Es la soledad del rechazo. Es cuando uno se siente traicionado, desamparado, abandonado en su momento de necesidad por los más allegados. Pablo se sintió así; abandonado. Con respecto a su comparecencia ante Nerón: «En mi primera defensa, nadie me respaldó, sino que todos me abandonaron» (v. 16). Uno casi puede escuchar el dolor en la voz de Pablo: «Cuando la situación se agitó, todos me abandonaron. Cuando el juicio se puso más grave, no hubo nadie allí». Nadie habló en su defensa; todos se hicieron los desentendidos. El rechazo es una de las cosas más difíciles de sobrellevar para el ser humano. Por esta razón el divorcio es tan doloroso, y por eso Dios abomina el adulterio: es traición y lastima las vidas de otros. Es una infidelidad, un abandono, un desamparo y una experiencia muy dolorosa. Dios dice que todo ser humano tiene la necesidad emocional de aceptación y cuando se viola se comete un pecado grave

Hay buenas formas de lidiar con la soledad y las hay también contra producentes. Una de estas últimas es convertirse en un adicto al trabajo. Uno pasa todo el tiempo trabajando, trabajando, trabajando. Se levanta por la mañana, trabaja todo el día hasta que se desploma agotado en la cama en la noche. Al fin, sin embargo, eso le va gastando físicamente al igual que en lo emocional. Algunas personas prueban con el materialismo: compran todo lo que esté a su alcance. «Si puedo rodearme de cosas, seré feliz». Pero las cosas no satisfacen. Si alguien le pusiera en una isla y le dijera: «Puede pedir lo que quiera menos contacto humano»; ¿Por cuánto tiempo estaría feliz? No por mucho porque las cosas no satisfacen. Uno no puede comprar la felicidad. La forma de castigo más devastadora es el confinamiento solitario porque las personas necesitan a otras personas. Necesitamos socializar. Necesitamos aceptación y amor. Unos tienen encuentros extramaritales; buscan compañía fuera de su matrimonio. Otros recurren al alcohol o a las drogas. Y aun otros se pierden en un mundo de fantasía a través de la lectura de novelas o de mucha televisión. Los hay también que no hacen nada; se quedan sentados y se echan en brazos del dolor. Pero Pablo hizo cuatro cosas para combatir su soledad, y son tan adecuadas para nosotros hoy como para Pablo en su tiempo. Estas cuatro cosas son los siguientes conceptos: utilizar, reducir, reconocer e identificarse

Anuncios

Publicado por

enrique60

Actualmente trabajo en la Escuela Panamericana, soy salvadoreño 55 años y soy pastor de la iglesia Comunidad Bíblica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s