El otro hijo pródigo


Es digno de notarse que los siete pecados capitales orgullo, avaricia, lujuria, envidia, ira, glotonería, pereza, no son sino asuntos de actitud, es del espíritu interior y de los motivos. Tristemente muchos cristianos carnales acarrean problemas espirituales internos. Son como el hermano mayor del hijo pródigo, pensando que todo lo hacen bien. Cuando uno lee la historia, uno ve que el decidió quedarse en casa con el Padre. De ninguna manera iba malgastar su tiempo inútilmente. Sin embargo, cuando el hermano joven regresó a casa, algunas de las actitudes erróneas del hermano mayor salieron a la superficie. ¿Cuál era la actitud del hno. mayor? En primer lugar el hijo mayor tuvo un sentimiento de importancia propia. El hermano mayor estaba afuera en el campo, haciendo lo que tenía que hacer, pero se enojó cuando comenzó la fiesta. Es obvio que al el le gustaban porque se quejó con su padre reclamándole que nunca le había dejado tener una. En segundo lugar tuvo también un sentimiento de autocompasión. El dijo: “He aquí tantos años te sirvo, no habiéndote desobedecido jamás, y nunca me has dado ni un cabrito para gozarme con mis amigos. (Lucas 15:29-30). Casi siempre pasamos por alto el verdadero significado de la historia del hijo pródigo. Olvidamos que el padre no sólo tiene un hijo sino dos. El hermano más joven era culpable de los pecados de la carne y de acción, mientras que el hno. Mayor era culpable de los pecados de actitud. Cuando la parábola termina, es el hermano mayor que está fuera de la casa del padre! Ahora bien ¿Cómo se manifestó la actitud del hno. Mayor? Una actitud como la del hno mayor tiene varios posibles resultados. En primer lugar es posible para nosotros ocupar el lugar y el privilegio de un hijo y al mismo tiempo rehusar las obligaciones de un hermano. Hay muchos que se autodenominan hijos de Dios pero no quieren tener nada con sus hermanos, y los tratan con desprecio. Exteriormente el hno. Mayor era correcto, consciente, diligente y responsable pero su actitud no era la adecuada. En segundo lugar una relación equivocada con el hno. Produce una relación tensa con el padre (Lcs. 15:28). El padre se sentía mal y tuvo que salir a buscarle como, y dialogar con él. En tercer lugar es posible servir al padre fielmente y sin embargo no estar en comunión con él. Una relación correcta debe por lo general, producir interés y prioridades similares. Sin embargo , el hermano mayor no tenía idea de porqué el Padre debía regocijarse con el regreso de su hijo. Por otro lado en cuarto lugar es posible ser un heredero de todo lo que nuestro Padre tiene y sin embargo tener menos gozo y libertad que uno que no tiene nada. Los criados estaban más felices que el hijo mayor, rieron, bailaron, mientras este se quedó afuera reclamando sus derechos. En quinto lugar una actitud equivocada mantuvo al hermano mayor lejos del deseo y corazón de su Padre, el amor de su hermano y la alegría de los criados. Finalmente las actitudes equivocadas en nuestras vidas bloquearán las bendiciones de Dios y nos harán vivir por debajo del potencial de Dios para nosotros. Ahora ¿como podemos evitar que esto ocurra? Cuando nuestra actitud comienza a corroernos como al hermano mayor, debemos recordar dos cosas. Primero nuestros privilegios (v.31): “Hijo, tu siempre estás conmigo. En segundo lugar nuestras posesiones: (todas mis cosas son tuyas). Así que tómese un momento para hacer una lista de todos sus privilegios y posesiones en Cristo. ¡Cuá ricos somos! Evite ser como el hijo mayor! Que era el otro hijo pródigo

About these ads

Un pensamiento en “El otro hijo pródigo

  1. porque el otro hijo prodigo si prodigo quiere decir el que desprecia generosamente su vida u otra cosa estimable… que produce o da en abundancia una cosa ..o en pocas palabras derrochador..? cuando el hijo mayor no fue derrochador de su vida ni de sus bienes como lo fue el hijo menor? el hijo ,mayor perdió la comunión con el padre “el primer amor” y se habia convertido en lo que dice en apocalipsis 2:2 al 4

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s